El Adventismo y las siete iglesias

Publicado Sep 14, 2012 por Adrian Ebens En La iglesia adventista Aciertos: 2,125
El Adventismo y las siete iglesias

La repetición de la historia es un principio que está claramente establecido en las Escrituras. La experiencia de Abraham al salir de Egipto fue repetida por Israel muchos siglos antes (véase mi comparación del Adventismo con Abraham). La experiencia de Israel mismo proporciona un ejemplo en la vida del pueblo de Dios en los últimos días. Observe lo que dice Elena de White:

Los lazos de Satanás son echados para que nosotros caigamos, tan seguramente como los fueron echados para los hijos de Israel poco antes de su entrada a la tierra de Canaán. Estamos repitiendo la historia de aquel pueblo. Testimonios, Tomo 5, p. 149.

Otra declaración muy importante:

"Lo que ha sido es ahora: y lo que ha de ser, ha sido ya, y Dios restaura lo que ha pasado." Por su misericordia, Dios repite sus intervenciones del pasado. Él nos ha dado un registro de sus intervenciones del pasado. Tenemos que estudiar esto cuidadosamente, porque la historia se repite a sí misma. Somos más responsables que aquellos cuya experiencia se registra en el Antiguo Testamento, porque sus errores, y los resultados de esos errores, han sido registrados para nuestro beneficio. Review and Herald [Revista y Heraldo], 20 de abril de 1897.

Una de esas eras históricas que me ha interesado es el período de las siete iglesias. El material que se presenta en Apocalipsis 2 y 3, describe la historia de la iglesia en un sentido general, pero más específicamente en un sentido organizacional. Digo esto debido a las siete estrellas en las manos de Cristo que son los líderes de las siete iglesias (Apoc 1:20). Los líderes están directamente relacionados con la organización.

Como punto de interés, la historia que se presenta en Apocalipsis 12 es la historia de cómo la verdad de la Biblia sobrevivió entre el pueblo de Dios, entró en la oscuridad y estuvo oculta por 1260 años a través de la iglesia celtica, los valdenses, y otros. La historia de Apocalipsis 2 y 3 es más amplia debido a que se dirige específicamente a los líderes de la iglesia y sus éxitos y fracasos en la organización. La diferencia entre Apoc 2,3 y Apoc 12 es de vital importancia por muchas razones, pero esta cuestión va más allá del propósito de este artículo.

Lo que ha sido de interés para mí es cómo la historia de las siete iglesias se puede utilizar para indicar el desarrollo típico de la iglesia en cualquier época. En la siguiente tabla quiero esbozar los principios organizacionales que veo en las siete iglesias.

Iglesia (d.C.)

Significado

Principio organizacional

Experiencia

Éfeso (31-100)

Deseable

Establece fundamento

Perdió su primer amor Apoc 2:4

Smirna (100 – 313)

Aroma dulce cuando es aplastada

Avanza en medio de persecución

Eres rico. Apoc 2:9

Pérgamos (313-538)

Exaltada

Avanza por compromiso.

Apariencia de Baalim y nicolaítas.     (Apoc 2:14,15)

Tiatira (538-1517)

Lo que teneís retenedlo

Se expande por dominio institucional

Tolera a Jezebel (Apoc 2:20)

Sardis (1517-1798)

Cosas que se quedan

Fracturada por un espíritu de resistencia de independencia.

Un nombre de que vives, pero estás muerto.

Filadelfia (1798-1844)

Amor fraternal

Infundido por el amor a la verdad.

No has negado mi nombre, tienes un poco de fuerza. Experiencia del lugar Santísimo.    Apoc3:7,8

Laodicea (1844-2nda Venida)              

Juzgando al pueblo

Separado por el juicio; Vírgenes sabias y necias.

Dices que eres rico, pero eres pobre, ciego y desnudo.  !Arrepientete!

Si seguimos esta secuencia vemos que la Iglesia de Dios se establece primero, y luego sufre persecución. Esta persecución lleva al compromiso, lo que permite que el enemigo entre a la iglesia y afirme su dominación. El espíritu de control combinado con un espíritu de rebelión conduce a un movimiento de resistencia que después fractura a la iglesia. A partir de este proceso un grupo pequeño se purifica y se aferra a la verdad, mientras que el resto, alimentado por un espíritu de dominio e independencia constituyen las vírgenes necias en el juicio, porque no tienen el aceite de Cristo, que es un espíritu amoroso y gentil.

Me gustaría sugerir que esta experiencia toma lugar en la historia de la Iglesia Adventista del Séptimo Día y tiene muchas lecciones para nosotros.

Principio Organizacional

Experiencia

Adventismo

Establece el fundamento

Pierde su primer amor. Apoc 2:4

1840-1863 - Experiencia del primer amor.

1840-1844 - Establece plataforma doctrinal.

1847-1848 - Pierde su primer amor.

Ejemplo en 1856 - fracaso de Andrews y Loughborough en Waukon, Iowa.

Avanza en medio de la Persecución

Eres rico. Apoc 2:9

1863-1895 - Ricos por el mensaje de 1888.

Atacados por otras iglesias. Leyes dominicales, reclamos falsos negando la divinidad de Cristo.

Avanza por compromiso

Apariencia de Baalim y Nicolaítas. (Apoc 2:14,15)

1895-1931 Poder regio.

Kellogg, Ballenger, Conferencia Bíblica de 1919. La asociación ministerial comienza. Conexión con protestantes fundamentales. La introducción de la Trinidad.

Expansión por dominación institucional


El manual de la iglesia y las polizas de la iglesia. Preguntas sobre Doctrina, expansión de instituciones.

Fracturada por el espíritu de resistencia y de independencia

Un nombre de que vive, pero esta muerto, unos pocos no contamindos. (Apoc 3:1,4)

1981-Presente. El surgimiento de los ministerios independientes. La guerra sobre el santuario. Justificación por la fe, victoria sobre el pecado, Ellen White, ordenación de mujeres, la Trinidad, para nombrar algunos.

Purificados por amor a la verdad

No has negado mi nombre, tienes un poco de fuerza (Apoc 3:8)

Un poco más adelante. Aférrese al nombre del Hijo de Dios y mantenga el amable espíritu de Cristo. Recupere acceso al lugar Santísimo. Una puerta se abre y otra se cierra.

Separadas por el juicio; Las vírgenes sabias y las necias.

Tu dices: soy rico, pero eres pobre, ciego y desnudo. (Apoc 3:17,19)

Escenas finales. Espíritu de Filadelfia involucra la obra de arrepentimiento y recibe el sello mientras que el resto son escupidos o consumidos por instrumentos de destrucción. (Eze 9. Apoc 3:18,19).

Hemos resumido bastante el gráfico anterior, y hay otros puntos que podrían añadirse, pero creo que la secuencia se ha establecido y por lo tanto se puede dar la amonestación.

Actualmente nuestra iglesia está pasando por la experiencia de Sardis. Esta es una reacción a la dominación institucional y la tolerancia de Jezabel. Por desgracia, el espíritu de Jezabel también alimenta el espíritu de independencia y resistencia, al igual que impulsa el movimiento de justicia social de la ordenación de mujeres y los derechos humanos. El mismo espíritu alimenta  el fuego de ambos movimientos dentro de la iglesia. Este espíritu también alimenta gran parte del movimiento no-trinitario y conduce aún más a la fractura, la división y el espíritu de resistencia. El movimiento por la justicia social, encabezado por el movimiento de derechos de la mujer que está en contradicción con el tercer ángel fractura aún más a la iglesia hasta que la iglesia se dispersa.

Al igual que en 1798, los eventos proféticos conducirán al pueblo de Dios a Daniel y Apocalipsis para proporcionar un contexto profético para el cuarto ángel. Éste ángel se unirá a aquellos que siguen a Jesús en el lugar santísimo, y no han negado el nombre del Hijo de Dios y han mantenido su dulce espíritu.”

La iglesia se enfrenta a desafíos tanto del espíritu conservador de la independencia, y el espíritu liberal de la justicia social. Estas fuerzas completamente fracturan la iglesia. Sólo aquellos que escudriñan las Escrituras a fondo, y mantienen los fundamentos dados en el comienzo para encontrar así la puerta abierta al Lugar Santísimo, oirán el llamado a la reunión del cuarto ángel.

Los que están motivados e impulsados en respuesta a los fracasos de la iglesia de 1895-1980 actuarán su parte en fracturar aceleradamente a la iglesia y tendrán un nombre que viven y aún están muertos. Algunos nombres que no han manchado sus vestiduras con tal espíritu recibirán el espíritu del cuarto ángel y le hablarán al mundo del amoroso Jesús con un espíritu de amor, paz y alegría que viene del Lugar Santísimo.

He sentido el espíritu de Sardis en mi propia alma mientras considero la situación de nuestra iglesia. Tengo que rogar diariamente por la gracia de Dios para no pensar de ese modo. Quiero poner mis afectos en las cosas celestiales a través de la puerta abierta y mantener mi alegría frente a una gran tristeza dentro y alrededor de la iglesia.

Apoc 3:22 El que tiene oído, oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias.